II EICOM 2017: Cencosud, nutrición, productos solidarios y otras iniciativas responsables (Miguel Narváez)

0
409

Artículo relacionado: II EICOM 2017: Cálidda, el gas natural como una mejora sostenible de la calidad de vida (Eddy Márquez)

Luego de una pausa, retomamos las exposiciones que formaron parte del Segundo Encuentro de Comunicadores – EICOM 2017. En esta ocasión, hablaremos de la presentación de Miguel Narváez, Jefe de RSE y Sostenibilidad en Cencosud, quien comentó su labor con los stakeholders de su organización, destacando las prácticas responsables en materia de nutrición, las cuales se realizan de la mano con otras empresas aliadas.

Entre esas actividades, destacan tres proyectos:

1- Rescate de alimentos:

No es novedad que, diariamente, los supermercados desechan muchos alimentos que podrían beneficiar a tantas personas que los necesitan. Conscientes de esta situación, Cencosud dona los alimentos que perdieron valor comercial, pero que siguen estando en perfecto estado para el consumo humano.

Estos productos son distribuidos por el Banco de Alimentos a poblaciones en situación de vulnerabilidad.

2- Programa de Nutrición de Cáritas:

Miguel mencionó un proyecto cuyo éxito no solo se debe a la generosidad de la empresa donde labora, sino también a los clientes que donan algunos centavos de su vuelto al momento de pasar por caja.

“Cuando redondean su vuelto y la cajera les pregunta si quieren donar, ese dinero es usado para financiar el 50% de un proyecto de nutrición. El otro 50% es financiado por Wong y Metro a través del programa ‘Vive Sano’, donde capacitamos a padres de familia de zonas periurbanas de Lima en temas de nutrición para sus hijos, señaló el expositor.

Miguel Narváez reconoció que esta iniciativa no es tan reconocida como quisiera, admitiendo que hace falta un mejor trabajo comunicacional para que más personas conozcan este proyecto.

3- Becas alimentarias:

Cencosud trabaja este proyecto junto a Kimberly Clark, con el objetivo de financiar becas alimentarias para niños en situación de abandono, a través del reciclaje de papel.

Luego de describir el propósito de cada proyecto, el ponente resaltó los logros de los mismos, haciendo énfasis en las más de mil toneladas de frutas y verduras donadas al Banco de Alimentos en el 2016, cantidad suficiente para más de dos millones de raciones de comida para los más necesitados.

Acto seguido, se presentaron los vídeos institucionales que se usaron para difundir los proyectos responsables expuestos. Cada uno con un tipo de comunicación diferente que el anterior, según la tienda detrás de la realización.

“Es evidente que el estilo comunicacional de Wong y Metro son completamente diferentes. Mientras que en Wong optamos por un lenguaje más serio o formal, en Metro nos permitimos la licencia de experimentar, de ser más lúdicos por decirlo de alguna manera”, especificó Miguel.

Dentro de los aliados, también está la Asociación de Ayuda al Niño Quemado (Aniquem), ONG a la que Cencosud ayuda a financiar a través de la venta de “productos solidarios” (productos hechos con la finalidad de financiar a terceros), los cuales se venden dentro de las propias tiendas de la organización y cuyos fondos se destinan a niños con quemaduras graves. “Hasta el momento hemos podido ayuda a 249 niños desde el 2011”, indicó el expositor.

Fundación Pachacútec

Comprometidos con el desarrollo humano, Cencosud contribuye con la carrera de gastronomía en la Fundación Pachacútec, lugar donde el excelente trabajo realizado permite la inserción laboral del 89% de estudiantes. Cabe mencionar que esta fundación no solo es apoyada por Cencosud, sino también por Corporación Acurio.

“El Equipo de Todos”, campaña en beneficio de los bomberos

Por otro lado, se presentó la campaña que se desarrolló con el Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú. Lo que normalmente se hacía era donaciones directas; sin embargo, el año 2017 se caracterizó por el interés en resolver una problemática puntual: el mal estado de los equipos.

Para ello, se elaboraron “kekes solidarios” y “bizcochos solidarios”, con el fin de que el 100% de la recaudación vaya a favor de los bomberos. Hasta el momento de la exposición, se logró recaudar trescientos mil soles y, según el expositor, “en el primer trimestre del 2018 podríamos llegar a un millón y cumplir la meta”.

Reduciendo el impacto ambiental

Como la sostenibilidad es una meta que implica responsabilizarse por las tres áreas del desarrollo humano (económico, social y medioambiental), Miguel Narváez no dejó de lado el tema ecológico, campo donde la mayor preocupación de la organización consiste en reducir los impactos ambientales.

“Tenemos un programa muy agresivo. El año pasado (2016), hemos reducido 12 millones de bolsas plásticas gracias a nuestras activaciones y campañas de sensibilización. No obstante, esto no es suficiente. No nos acompaña un marco normativo que ayude a cambiar los hábitos del cliente, pero nos estamos esforzando en ello y, por eso, estamos evaluando la posibilidad de no dar bolsas plásticas durante ciertas temporadas del año”, explicó el ponente.

Las ponchilas

Dentro del aspecto medioambiental, se mencionó la iniciativa más conocida de Cencosud: las ponchilas, un proyecto exitoso que tuvo como mayor aliado a los propios consumidores. La campaña de reciclaje consistió en que la gente deje sus botellas plásticas en los supermercados y, a través de una alianza con Pacífico y San Luis, convertirlas en mochilas con poncho, con el objetivo de que los escolares de zonas altoandinas puedan ir más abrigados a clases.

“La campaña rompió todas las expectativas y este año (2017) el Ministerio del Ambiente se ha sumado a este proyecto. Así logramos articularnos con el sector público y contribuir con el país”, expresó Miguel Narváez con satisfacción.

Fortalecimiento de la cadena de valor

Cencosud busca reducir brechas en el crecimiento de sus proveedores del sector agrícola, gracias a una alianza con el Programa Mundial de Alimentos.

Objetivos a corto y mediano plazo

Cencosud espera pasar de esfuerzos unilaterales a campañas estratégicas, de acciones filantrópicas a fuertes impactos sociales y ambientales (positivos, por supuesto). Para ello, necesitan enfocarse en frentes claves y la nutrición es un punto muy importante al respecto, además de la inclusión social, el consumo responsable y otros aspectos en los que la organización viene trabajando.

El rol fundamental de la comunicación

“De seguro es la primera vez que ven los videos que hemos presentado. Fíjense en la cantidad de información con la que competimos para comunicar nuestras iniciativas. Y claro, es muy complicado entrar en espacios donde lo que más destaca es la comunicación basada en ofertas comerciales; sin embargo, de a pocos estamos logrando entrar a las tiendas porque son nuestros principales centros de difusión”, detalló Miguel.

El expositor continuó explicando que su trabajo también es difundido por otros espacios como las redes sociales, la comunicación interpersonal con los clientes, eventos y otros frentes (como el EICOM) que presentan muchos desafíos comunicacionales y brechas por cerrar. “Son nuestras acciones concretas las que queremos que interioricen los consumidores”, finalizó.

Artículo relacionado: II EICOM 2017: Lamsac – Vinci Highways, RSE y sostenibilidad en las obras civiles (Luis Zapata)